Lo que se dijo en el nuevo Consejo de Seguridad para el Suroeste

En el Suroeste antioqueño se realizó un nuevo Consejo de Seguridad. Esto a raíz de que hace algunos días ocurrió una nueva masacre en la que fueron asesinadas 10 personas que trabajaban recolectando café en el municipio de Betania.

Esto resulta aún más preocupante porque se trata de la séptima masacre que ocurre en esta subregión de Antioquia. Y a pesar de que se han tomado algunas medidas en materia de seguridad, los asesinatos en el Suroeste siguen ocurriendo bajo las mismas lógicas y con los mismos responsables (a pesar que desde agosto la Defensoría del Pueblo había alertado de estos posibles hechos en el territorio debido a la cosecha cafetera}

Por esa razón el ministro de Defensa, Carlos Holmes Trujillo y el Gobernador de Antioquia, Aníbal Gaviria, encabezaron el Consejo Extraordinario de Seguridad en Betania junto con autoridades de la Policía y el Ejército. En este encuentro se responsabilizó por estos hechos al grupo “Clan del Golfo”, además se aseguró que esta tragedia había sido ocasionada por el Narcotráfico.

Esto fue lo que se dijo en este Consejo de Seguridad:

  • En Betania ya hay un equipo especial de investigación de la Sijín con el fin de avanzar en el esclarecimiento de los hechos ocurridos en la vereda El Pedral Abajo.
  • Hay una recompensa de 200 millones de pesos por información que conduzca a la captura de alias “Rubén” y 30 millones de pesos por el resto de los integrantes de esta estructura.
  • Hay otra recompensa de hasta 50 millones de pesos a quienes suministren información que permita la captura de los responsables por el homicidio múltiple ocurrido en la madrugada del domingo en Betania, finca La Gabriela.
  • Habrá un aumento en el pie de fuerza en el Suroeste.
  • Con la Gobernación de Antioquia, las autoridades locales y agremiaciones cafeteras se implementará un registro de recolectores con el fin de tener un control sobre el personal contratado en las fincas y se verificarán los antecedentes de los trabajadores.
  • Se implementará una campaña especial para la prevención del consumo de estupefacientes dentro de las fincas cafeteras.

Tendríamos que hacernos unas reflexiones colectivas entorno a las medidas que se han tomado después de los Consejos de Seguridad realizados este año: ¿Han servido?, ¿son acciones efectivas?, ¿son propuestas integrales?, ¿van a la raíz del problema?

Estos cuestionamientos son pertinentes porque pareciera que hay una repetición de fórmulas viejas para problemas que no se arreglan con ellas.

Además, muchas de estas acciones deberían ir acompañadas de un esfuerzo nacional en muchos otros territorios de Colombia, porque no se puede entender el problema que vive el Suroeste como un hecho ajeno a las dinámicas propias de otras zonas del país.

Es pertinente también que se haga un trabajo en inteligencia, para poder ubicar los expendios, las bandas, las rutas, entre otros elementos que se hacen clave para contrarrestar este fenómeno.

Suroeste antioqueño: un conflicto silenciado

El Centro de Fe y Culturas y Conciudadanía acaban de publicar su más reciente informe llamado “Suroeste antioqueño: un conflicto silenciado. Aproximación a la construcción de memoria histórica del conflicto armado en el Suroeste antioqueño (1984-2016)”. En este trabajo se pueden encontrar hallazgos, análisis y relatorías sobre el proceso de construcción de la memoria del conflicto armado en esta subregión de Antioquia.

Uno de los principales objetivos es el de “producir un informe que fuera entregado a la Comisión para el Esclarecimiento de la Verdad, la Convivencia y la No Repetición, como insumo para su trabajo sobre el departamento”.

Al justificar este informe, los autores encontraron que el Suroeste antioqueño no ha sido una región tan estudiada como otras. Esto ocurre porque ha existido un silencio en torno a lo sucedido en la subregión. Por eso se busca hacer un aporte a la memoria histórica desde la aproximación a las vivencias de las víctimas, sin distinción alguna.

Para ello también contaron con investigaciones e informes académicos y del sistema judicial; testimonios de los líderes y lideresas víctimas de los municipios de la subregión participantes en los encuentros de víctimas, mujeres y hombres, propietarios de tierras y comerciantes, exguerrilleros y exparamilitares, sacerdotes e investigadores y académicos, funcionarios y exfuncionarios públicos; y por último consultaron equipos de trabajo de las instituciones que han participado y realizado esta contribución al esclarecimiento de la verdad.

A lo largo del informe se presenta un desarrollo de seis capítulos: Proceso metodológico, Caracterización del territorio, Hallazgos, Causas, efectos y afrontamientos, Conclusiones y recomendaciones.

En el siguiente link pueden ver la presentación del informe: https://www.youtube.com/watch?v=NbK-zM2Ii-c

Reflexiones sobre la migración venezolana desde Fratelli Tutti


“El inmigrante es visto como un usurpador que no ofrece nada. Así, se llega a pensar ingenuamente que los pobres son peligrosos o inútiles y que los poderosos son generosos benefactores. Sólo una cultura social y política que incorpore la acogida gratuita podrá tener futuro”.

Papa Francisco

A propósito de los constantes brotes de xenofobia (rechazo al extranjero) que han surgido en todo el país, quisiéramos hacer unas reflexiones desde la encíclica Fratelli Tutti al tema migratorio venezolano. Asunto que no es ajeno al Suroeste antioqueño, y que toma mucha relevancia en estas épocas en donde nuestras frustraciones ante las crisis sociales y económicas nos hacen mirar con recelo al más débil, pensando que son ellos los que nos van a quitar lo poco que tenemos. Y bajo esas premisas los culpamos de las desgracias y les atribuimos responsabilidades que no tienen frente a las crisis.

En esta encíclica, el Papa Francisco pone sobre la discusión de la migración volver a la Parábola del buen samaritano:

«Un maestro de la Ley se levantó y le preguntó a Jesús para ponerlo a prueba: “Maestro, ¿qué debo hacer para heredar la vida eterna?”. Jesús le preguntó a su vez: “Qué está escrito en la Ley?, ¿qué lees en ella?”. Él le respondió: “Amarás al Señor, tu Dios, con todo tu corazón, con toda tu alma, con todas tus fuerzas y con toda tu mente, y al prójimo como a ti mismo”. Entonces Jesús le dijo: “Has respondido bien; pero ahora practícalo y vivirás”. El maestro de la Ley, queriendo justificarse, le volvió a preguntar: “¿Quién es mi prójimo?”. Jesús tomó la palabra y dijo: “Un hombre bajaba de Jerusalén a Jericó y cayó en manos de unos ladrones, quienes, después de despojarlo de todo y herirlo, se fueron, dejándolo por muerto. Por casualidad, un sacerdote bajaba por el mismo camino, lo vio, dio un rodeo y pasó de largo. Igual hizo un levita, que llegó al mismo lugar, dio un rodeo y pasó de largo. En cambio, un samaritano, que iba de viaje, llegó a donde estaba el hombre herido y, al verlo, se conmovió profundamente, se acercó y le vendó sus heridas, curándolas con aceite y vino. Después lo cargó sobre su propia cabalgadura, lo llevó a un albergue y se quedó cuidándolo. A la mañana siguiente le dio al dueño del albergue dos monedas de plata y le dijo: ‘Cuídalo, y, si gastas de más, te lo pagaré a mi regreso’. ¿Cuál de estos tres te parece que se comportó como prójimo del hombre que cayó en manos de los ladrones?” El maestro de la Ley respondió: “El que lo trató con misericordia”. Entonces Jesús le dijo: “Tienes que ir y hacer lo mismo» (Lc 10,25-37).

La relevancia de esta Parábola es muy clara para el tema migratorio, porque nos invita a ver en el extranjero un prójimo al que debemos ayudarle y brindarle nuestra amabilidad por el hecho de ser hijo de Dios.  De ahí que, una verdadera posición cristiana es la de reconocer en el migrante “la inalienable indignidad[1] de cada persona humana más allá de su origen, color o religión”. Para Francisco ninguna posición política puede estar por encima de esta convicción de la fe que debe guiar a cualquier cristiano.

Una segunda invitación frente al migrante es la de los cuatro verbos que propone el Papa: “acoger (los), proteger (los), promover (los) e integrar (los).

Pero además de estas dos invitaciones, hay algo relevante que recalca el Papa Francisco y que podríamos leer como una tercera:

“Lo ideal sería evitar las migraciones innecesarias y para ello el camino es crear en los países de origen la posibilidad efectiva de vivir y de crecer con dignidad, de manera que se puedan encontrar allí mismo las condiciones para el propio desarrollo integral”.

Es decir, que no solamente basta con ayudar e integrar al migrante en nuestro país, también es necesario asegurar ciertas condiciones en el país de origen para evitar más migración forzada. Por ejemplo, de nada sirve acoger, proteger, promover e integrar al venezolano en Colombia, si nuestro Gobierno apoya una desestabilización o una intervención militar en Venezuela, pues eso desembocaría en más personas saliendo de ese Estado. El ejemplo claro es Europa. En este continente hay una fuerte preocupación por el aumento de la migración, pero más allá de la discusión sobre la acogida y sobre la apertura de fronteras, los europeos deberían dar un debate alrededor de la participación de occidente en la desestabilización de los países africanos y de oriente medio que han ocasionado el exilio de tantas personas.

Estas anotaciones que nos presenta el Papa son muy importantes para seguir fortaleciendo en nuestra Red de Artesanos una visión alternativa de lo social en el Suroeste. Que haga énfasis y se enmarque en el amor al prójimo/migrante (como característica fundamental de la experiencia cristiana), en la misericordia (como compasión frente al más necesitado) y desde la tolerancia (como convivencia entre los diferentes).

Por último, hay una cita del Papa que nos debe hacer reflexionar frente al trato al migrante: “El inmigrante es visto como un usurpador que no ofrece nada. Así, se llega a pensar ingenuamente que los pobres son peligrosos o inútiles y que los poderosos son generosos benefactores”. El deber entonces es darle un trato digno al venezolano, lo cual implica relacionarnos con respeto, darles garantías laborales, brindarles los derechos que cualquier persona tiene y extenderle nuestra fraternidad.


[1] La dignidad es un derecho que cualquier persona tiene por el hecho de nacer. No puede ser enajenable. Una persona no puede renunciar a la dignidad y tampoco un Estado puede desconocerla.


Sobre la paz como artesanía social: una mirada a nuestra Red a partir de Fratelli Tutti.


“En muchos lugares del mundo hacen falta caminos de paz que lleven a cicatrizar las heridas, se necesitan artesanos de paz dispuestos a generar procesos de sanación y de reencuentro con ingenio y audacia”.

-Papa Francisco

Además de ser una encíclica social, como ha dicho el Papa, Fratelli Tutti también es una encíclica práctica. Uno de los elementos más destacados del texto es la concepción de la paz como una artesanía, es decir: implica una labor minuciosa, que se hace con cuidado y con dedicación. Por eso Fratelli Tutti nos da luces para nuestro trabajo como Red de Artesanos de la Misericordia, el Perdón, la Reconciliación y la Paz, en el Suroeste antioqueño. Presentamos algunos apuntes sobre lo que propone el Papa y nuestra reflexión como Red: 

Para el Papa la paz social es trabajosa, por eso requiere esfuerzos. Uno de estos esmeros es construir una paz que no sea frágil, ni superficial, sino todo lo contrario: una paz real y sólida. Esto implica, por ejemplo, integrar a los diferentes (así sea más difícil y lento). Para el Papa la paz no se construye a través del consenso absoluto, sino también del disenso, sin eliminar las reivindicaciones de las personas. Para él la paz se construye por medio del diálogo y del encuentro entre las diferencias existentes, sin acallarlas, ni eliminarlas. 

De forma similar en nuestra Red hemos puesto a la base de nuestros valores, la misericordia y la tolerancia. Frente al primer valor consideramos que, como lo indica José Antonio Pagola, la experiencia de un Dios compasivo fue lo que llevó a Jesús a introducir en la historia un nuevo principio de actuación: la compasión. Vivir desde la compasión, exige orientarlo todo hacia una vida más digna para los últimos, los más vulnerables, los indefensos. Respecto a la tolerancia, nos acogemos a lo dicho por Adela Cortina, pues concebimos la tolerancia como el respeto activo, es decir, no solo permito que el otro diferente a mí, pueda convivir conmigo sino que además, procuro entenderlo, preocuparme por él, apoyarlo e incluso aprender de él. Cabe mencionar que uno de nuestros principios fundamentales es el reconocimiento y respeto por cada una de las personas sin discriminación alguna.

El Papa también nos dice en la encíclica que la arquitectura y la artesanía de la paz no se hacen por medio de la homogenización de la población, se hacen por medio del trabajo conjunto: “Puede unir a muchos en pos de búsquedas comunes donde todos ganan. Frente a un determinado objetivo común, se podrán aportar diferentes propuestas técnicas, distintas experiencias, y trabajar por el bien común […] El camino hacia una mejor convivencia implica siempre reconocer la posibilidad de que el otro aporte una perspectiva legítima”.

Y a eso apunta la Red, pues según nuestra filosofía, concebimos que lo social es una creación, no es algo determinado por el azar y entendemos la esfera de lo público como un conjunto de relaciones permeables, planificadas, donde los actores -organizaciones y/o personas- tienen una incidencia directa en la estructuración de lo público. El objetivo es pues, que por medio de la interacción con otros grupos y ciudadanos, se estructuren políticas públicas para la región, desde la democracia participativa y la ciudadanía activa en el territorio.

Por último, al leer el texto del Papa observamos que hay una consonancia con los objetivos de la Red. Para Francisco los procesos de paz son artesanales y los hacen los pueblos, por ello cada persona puede ser un fermento eficaz con su estilo de vida cotidiana. “Ya que las grandes transformaciones no son fabricadas en escritorios o despachos. Entonces «cada uno juega un papel fundamental en un único proyecto creador, para escribir una nueva página de la historia, una página llena de esperanza, llena de paz, llena de reconciliación”. El objetivo general de la Red es generar un proceso participativo de acciones colectivas orientadas a promover, contribuir e impulsar una estructuración de lo social en el Suroeste antioqueño desde propuestas alternativas y críticas al modelo de sociedad dominante que ahonden en una mayor justicia social. Es decir que sobrepasamos ese “escritorio o despacho” que menciona el Papa (haciendo referencia a lo estatal), y construimos por medio de la participación social la paz. 

Conclusiones del Consejo de Seguridad en el Suroeste antioqueño

Conclusiones del Consejo de Seguridad en el Suroeste antioqueño

Debido a la violencia ocurrida a lo largo del año en el Suroeste, esta zona de Antioquia se ha priorizado en materia de seguridad. El constante ataque a la vida digna de la población fue puesta “bajo lupa” por el Gobierno nacional y regional.

Es por eso que hace unos días se llevó a cabo un Consejo de Seguridad para el Suroeste, organizado en el municipio de Jardín. Este acto estuvo presidido por el ministro de Defensa, Carlos Holmes Trujillo García y por Luis Fernando Suárez Vélez, secretario de Gobierno de Antioquia. Según la Gobernación de Antioquia, este Consejo de Seguridad contó con la presencia de los altos mando Militares y de Policía, de los alcaldes de la región, de los líderes comunitarios y representantes de las fuerzas vivas de la comunidad.

Respecto a este encuentro, el Periódico El Suroeste informó que allí fueron examinados los avances de los compromisos adquiridos en el anterior Consejo de Seguridad realizado el 31 de agosto en otro municipio del Suroeste. Así mismo, fueron evaluadas las acciones de la Fuerza Pública contra el Clan del Golfo y los grupos de delincuencia común organizada que actúan en el territorio, los resultados del Plan Cosecha, la lucha contra el homicidio, el microtráfico y la extorsión.

A continuación, les contamos cuáles son las conclusiones del Consejo:

1. El Ejército de Colombia, la Policía Nacional y el Ministerio de Defensa Nacional; se comprometen a seguir fortaleciendo el Plan Integral de Seguridad y Convivencia del departamento. Además de acompañar el Plan Cosecha hasta el fin de año.

‪2. Fortalecimiento continuo de la operatividad de la fuerza pública en el marco del Plan Cosecha. Para su materialización, se hará entrega de un nuevo parque automotor, vigilancia con drones y patrullaje aéreo.

3. Apoyo de la Policía Nacional para la investigación criminal, además de la implementación de estrategias de prevención del consumo de estupefacientes en la población de los municipios.

4. Comisión especial de la Policía de Infancia y Adolescencia para el fortalecimiento de labores preventivas y operacionales para la captura de delincuentes que instrumentalizan a los niños, niñas y adolescentes del Suroeste.

5. En articulación con la Policía Nacional, se dotará con un vehículo y seis motocicletas a la Unidad de Investigación Criminal de Suroeste.

6. Se aumentará el pie de fuerza de la Policía en Antioquia. Al finalizar el año 2020 se llegará a un contingente de 350 auxiliares de policía, siendo 100 de ellas mujeres.

‪7. Para el fortalecimiento e incentivo del turismo, se establecerá Estación de Policía Turística en el municipio de Jardín, con presencia de personal capacitado en turismo y protección del patrimonio cultural.

8. Desde el Viceministerio de Defensa, se acompañarán e impulsarán los proyectos de movilidad y tecnología para la seguridad de Antioquia. Además, se realizará revisión jurídica de la destinación de predios para la construcción de un complejo carcelario subregional.

Sin duda estas acciones institucionales son de mucha importancia para la seguridad y la paz del Suroeste. Celebramos también que, en estos temas, los actores no institucionales jueguen un rol muy importante en los territorios y sean tenidos en cuenta. Organizaciones de la sociedad civil, ONG´s, medios de comunicación y demás entidades constituidas por la ciudadanía son relevantes en la construcción del buen vivir.

La seguridad y la paz son temas que deberían ser abordados no solamente por actores estatales, sino también por organizaciones y personas con incidencia directa en lo público. Las soluciones en estas materias deberían ser construcciones colectivas para unir fuerzas y voluntades, es por eso que celebramos que el Consejo de Seguridad también haya sido presidido por líderes comunitarios y representantes de las comunidades.

Conversatorio: perspectivas sobre Fratelli Tutti

 «Fratelli tutti»[1], escribía san Francisco de Asís para dirigirse a todos los hermanos y las hermanas, y proponerles una forma de vida con sabor a Evangelio. De esos consejos quiero destacar uno donde invita a un amor que va más allá de las barreras de la geografía y del espacio. Allí declara feliz a quien ame al otro «tanto a su hermano cuando está lejos de él como cuando está junto a él»

Fratelli Tutti es la más reciente Encíclica escrita por el Papa Francisco. En esta se abordan las principales problemáticas del mundo actual, teniendo de contexto la situación de crisis social generada por el Covid-19. En este texto Francisco analiza el tema de los migrantes, la pandemia, la guerra y la paz, la pena de muerte, la deuda externa, los populismos, entre otros.

Algo muy relevante de esta Encíclica es que el Papa escribe el texto dirigiéndose a “todas las personas de buena voluntad, más allá de sus convicciones religiosas”. Lo cual hace que este texto no solamente nos sirva de guía de acción a los católicos, sino que también a los no católicos. Y a pesar de que su base (o su hilo conductor) es la Parábola del Buen Samaritano, Francisco reconoce que cualquier persona se puede interpelar por ella.

Con esta Encíclica se abre una serie de discusiones sobre los temas desarrollados por el Papa. Al “calor” de la publicación, como Red de Artesanos de la Misericordia, el Perdón, la Reconciliación y la Paz, proponemos una reflexión de este texto desde distintas perspectivas. Esto a raíz de que con nuestra Red buscamos realizar iniciativas en el orden de la formación, la capacitación, la movilización y la construcción de ciudadanía activa.

Es por eso que el día 4 de noviembre a las 6:00 PM realizaremos un conversatorio por Facebook Live titulado: Perspectivas sobre Fratelli Tutti. Para ello invitamos a dos panelistas y a un moderador:

1. OLGA LUCÍA RAMÍREZ R:

Antropóloga. Directora, durante 22 años y actualmente integrante de la Junta directiva de la Corporación Vamos Mujer. Cofundadora de la Ruta pacífica de las mujeres, e integrante de la misma desde su origen. Integrante del Consejo superior del Centro de fe y culturas. Medellín, desde su inicio.     

2. GABRIEL JAIME OSORIO:

Presbítero Parrquia Camilo C. Doctor en Filosofía de la UPB. Miembro de la Red de Artesanos de la Misericordia, el Perdón, la Reconciliación y la Paz.

3. DIEGO ALEJANDRO CASAS (moderador):

Politólogo de la UPB.  Subdirector de Al Poniente. Miembro de la Red de Artesanos de la Misericordia, el Perdón, la Reconciliación y la paz.

El Facebook Live será a través de nuestra página: https://www.facebook.com/psocialcaldas

¿Qué le escribirías en una carta al Suroeste?

¿Qué le escribirías en una carta al Suroeste?

En el pasado era común enviar y recibir cartas. Las personas las escribían para todo: reportar una situación, extender unas felicitaciones o declarar un amor secreto. Esta práctica englobaba toda una serie de significados románticos, idealistas y tradicionales.  Lastimosamente se ha dejado a un lado este acto de escribir cartas, quizás por los nuevos valores de la inmediatez promovidos por las nuevas tecnologías que han venido surgiendo en los últimos años. 

Por eso en la Red de Artesanos hemos querido lanzar este concurso que motiva precisamente a volver a escribir cartas, como lo hacíamos hace algunos años. Pero en esta ocasión hemos querido generar en el concurso una innovadora propuesta en particular:

*Pensemos por un momento que nuestro Suroeste es una persona y queremos decirle algo. ¿Qué le dirías al Suroeste en una carta?, ¿sería una carta de amor, de admiración, de respeto o de agradecimiento?, ¿lo harías en tiempo pasado, presente o futuro?, ¿hablarías de las montañas, las aves, los municipios o del café?

Con este concurso nos soñamos poder hacer una publicación en el futuro. En lo más inmediato queremos subir las mejores cartas a las redes sociales y a nuestro blog, para así dárselas a conocer a toda la comunidad.

También habrá un proceso de selección para premiar los dos primeros puestos:

-El primer puesto recibirá un premio de 150.000$💵

-El segundo puesto recibirá un kit de la película “Jericó el infinito vuelo de los días” 📼 💿 📽

El concurso estará abierto hasta el 25 de octubre y para concursar solo debes enviar la carta al siguiente correo: reddeartesanosdelamisericordia@gmail.com.

No olviden poner su nombre, el lugar donde viven y el teléfono para contactarlo

¡Mucha suerte!

15 frases del Papa en la encíclica Fratelli tutti

El 3 de octubre del 2020 fue un día muy importante para toda la Iglesia Católica, pues el Papa Francisco firmó sobre la tumba de San Francisco la encíclica «Fratelli tutti». Este acto se realizó en la región de Asís, Italia.

 Al igual que en Laudato SI, esta encíclica está dedicada a San Francisco de Asís, porque según el Papa: “san Francisco, que se sentía hermano del sol, del mar y del viento, se sabía todavía más unido a los que eran de su propia carne. Sembró paz por todas partes y caminó cerca de los pobres, de los abandonados, de los enfermos, de los descartados, de los últimos.” En Fratelli tutti la Parábola del buen samaritano es uno de los pilares para el desglose de los argumentos en los que se basa esta encíclica, en la que el Papa sustenta que “al amor no le importa si el hermano herido es de aquí o es de allá.”

Desde el principio de la encíclica también hay una importante mención a la fraternidad y a la amistad social, dado el contexto de la crisis social que se ha generado a raíz de la pandemia por Covid-19, y que ha afectado a toda la población del planeta.  

El texto cuenta con 8 capítulos, y además de ser una encíclica social (como ha dicho el Papa), también es una encíclica práctica. Es por eso que en esta ocasión queremos recopilar una serie de citas que se encuentran en el texto. Sabemos que 18 frases no pueden resumir un aporte tan rico como el que hace el Papa, pero sí puede ser una introducción y una incitación a acercarse a “Fratelli Tutti”. Nuestra intención con esto es invitar a todas las personas “de buena voluntad presentes en la tierra” a leer, estudiar y reflexionar la encíclica.

La opción por los pobres:

1. “Cuando dicen que el mundo moderno redujo la pobreza, lo hacen midiéndola con criterios de otras épocas no comparables con la realidad actual. Porque en otros tiempos, por ejemplo, no tener acceso a la energía eléctrica no era considerado un signo de pobreza ni generaba angustia. La pobreza siempre se analiza y se entiende en el contexto de las posibilidades reales de un momento histórico concreto.”

Sobre la cuestión migrante:

2. “Nunca se dirá que no son humanos pero, en la práctica, con las decisiones y el modo de tratarlos, se expresa que se los considera menos valiosos, menos importantes, menos humanos. Es inaceptable que los cristianos compartan esta mentalidad y estas actitudes, haciendo prevalecer a veces ciertas preferencias políticas por encima de hondas convicciones de la propia fe: la inalienable dignidad de cada persona humana más allá de su origen, color o religión, y la ley suprema del amor fraterno.

3. “Todos tenemos responsabilidad sobre el herido que es el pueblo mismo y todos los pueblos de la tierra. Cuidemos la fragilidad de cada hombre, de cada mujer, de cada niño y de cada anciano, con esa actitud solidaria y atenta, la actitud de proximidad del buen samaritano.”

4. “Todo ser humano tiene derecho a vivir con dignidad y a desarrollarse integralmente, y ese derecho básico no puede ser negado por ningún país. Lo tiene aunque sea poco eficiente, aunque haya nacido o crecido con limitaciones. Porque eso no menoscaba su inmensa dignidad como persona humana, que no se fundamenta en las circunstancias sino en el valor de su ser. Cuando este principio elemental no queda a salvo, no hay futuro ni para la fraternidad ni para la sobrevivencia de la humanidad.”

Acerca de nuestra casa común:

5. “Cuando hablamos de cuidar la casa común que es el planeta, acudimos a ese mínimo de conciencia universal y de preocupación por el cuidado mutuo que todavía puede quedar en las personas. Porque si alguien tiene agua de sobra, y sin embargo la cuida pensando en la humanidad, es porque ha logrado una altura moral que le permite trascenderse a sí mismo y a su grupo de pertenencia. ¡Eso es maravillosamente humano!”

La paz social como una artesanía:

6. “La paz social es trabajosa, artesanal. Sería más fácil contener las libertades y las diferencias con un poco de astucia y de recursos. Pero esa paz sería superficial y frágil, no el fruto de una cultura del encuentro que la sostenga. Integrar a los diferentes es mucho más difícil y lento, aunque es la garantía de una paz real y sólida.”

7. “En muchos lugares del mundo hacen falta caminos de paz que lleven a cicatrizar las heridas, se necesitan artesanos de paz dispuestos a generar procesos de sanación y de reencuentro con ingenio y audacia.”

8. “Muchas veces es muy necesario negociar y así desarrollar cauces concretos para la paz. Pero los procesos efectivos de una paz duradera son ante todo transformaciones artesanales obradas por los pueblos, donde cada ser humano puede ser un fermento eficaz con su estilo de vida cotidiana. Las grandes transformaciones no son fabricadas en escritorios o despachos.”

9. “Hay una “arquitectura” de la paz, donde intervienen las diversas instituciones de la sociedad, cada una desde su competencia, pero hay también una “artesanía” de la paz que nos involucra a todos.”

El perdón y la reconciliación en nuestras sociedades:

10. “Al mismo tiempo, pedimos a Dios que afiance la unidad dentro de la Iglesia, unidad que se enriquece con diferencias que se reconcilian por la acción del Espíritu Santo.”

11.“El perdón y la reconciliación son temas fuertemente acentuados en el cristianismo y, de diversas formas, en otras religiones. El riesgo está en no comprender adecuadamente las convicciones creyentes y presentarlas de tal modo que terminen alimentando el fatalismo, la inercia o la injusticia, o por otro lado la intolerancia y la violencia.”

12. “Dejemos de ocultar el dolor de las pérdidas y hagámonos cargo de nuestros crímenes, desidias y mentiras. La reconciliación reparadora nos resucitará, y nos hará perder el miedo a nosotros mismos y a los demás.”

13. “El perdón no implica olvido. Decimos más bien que cuando hay algo que de ninguna manera puede ser negado, relativizado o disimulado, sin embargo, podemos perdonar. Cuando hay algo que jamás debe ser tolerado, justificado o excusado, sin embargo, podemos perdonar. Cuando hay algo que por ninguna razón debemos permitirnos olvidar, sin embargo, podemos perdonar. El perdón libre y sincero es una grandeza que refleja la inmensidad del perdón divino. Si el perdón es gratuito, entonces puede perdonarse aun a quien se resiste al arrepentimiento y es incapaz de pedir perdón.”

Rechazo a la guerra y a la violencia:

14. “Esto no llama la atención si advertimos la ausencia de horizontes que nos congreguen, porque en toda guerra lo que aparece en ruinas es «el mismo proyecto de fraternidad, inscrito en la vocación de la familia humana», por lo que «cualquier situación de amenaza alimenta la desconfianza y el repliegue.”

15. “Toda guerra deja al mundo peor que como lo había encontrado. La guerra es un fracaso de la política y de la humanidad, una claudicación vergonzosa, una derrota frente a las fuerzas del mal.”

La encíclica completa puede ser descargada en el siguiente link: http://www.vatican.va/content/francesco/es/encyclicals/documents/papa-francesco_20201003_enciclica-fratelli-tutti.html

Concurso: “Escríbele una carta al Suroeste”

¡Anímate a escribirle una carta a nuestro Suroeste!  

Este concurso consiste en escribirle una carta de amor al Suroeste antioqueño. Queremos que las personas le declaren su cariño, su afecto, su orgullo y su respeto a este territorio. Con esto buscamos que se resalte lo bello de nuestra subregión.

Para concursar solo debes enviar la carta al siguiente correo: reddeartesanosdelamisericordia@gmail.com.

-El primer puesto recibirá un premio de 150.000$

-El segundo puesto recibirá un kit de la película “Jericó el infinito vuelo de los días” 

*El concurso estará abierto hasta el 25 de octubre, y es organizado por la Pastoral Social de Caldas.